cupón-5% Dto. en 1ª compra con cupón BIENVENIDA
envio gratisEnvíos gratis a partir de 70€
tiempo-envioEnvíos en Stock en 48h
Mantenimiento > Cómo funciona un variador de moto: cuándo cambiarlo y por qué es tan importante

Cómo funciona un variador de moto: cuándo cambiarlo y por qué es tan importante

Cómo funciona un variador de moto: cuándo cambiarlo y por qué es tan importante

Si tienes un scooter es importante que conozcas medianamente bien cómo funciona un variador de moto y qué es. Y es que, en el caso de estos vehículos, se sustituye la caja de cambios manual convencional por otro sistema que facilita su conducción y lo convierte en automático, al encargarse de cambiar las relaciones del mismo a través de una polea móvil que hay en la punta del cigüeñal. Todo esto es posible gracias al variador, que junto con el embrague y la correa componen la transmisión. Veamos los diferentes tipos de variador para moto, cómo funcionan, cuándo cambiarlos y por qué son tan importantes.

Por cierto, Deepmoto.es pone a tu disposición una amplia gama de variadores y sus componentes, con una oferta especial en la prestigiosa marca J.Costa.

como funciona un variador de velocidad para motores

Tipos de variador para moto y cómo funcionan: de rodillos y axial

Ya sabemos qué es el variador. Ahora veremos que se diferencian en dos tipos según el sistema en que se base su funcionamiento.

Variador convencional o de rodillos

El variador convencional o de rodillos se mueve longitudinalmente, abriéndose y cerrándose para entregar la fuerza del motor, que llega desde el cigüeñal al sistema de transmisión. Esta transmisión es por correa dentada.

El variador convencional se compone de rampas, guías y rodillos, cuyo peso influye directamente en las prestaciones. Es el más utilizado y el que se emplea habitualmente en las motos de serie.  En él, los rodillos se desplazan por las rampas ubicadas en la parte interna del mismo. Y según sea la inclinación de las mismas, así será su comportamiento, repercutiendo en el rendimiento y la forma en que responde.

variador convencional rodillos

Variador transversal o axial

El variador transversal o axial es menos habitual pero más efectivo en cuanto a las prestaciones que es capaz de desarrollar al simplificarse su funcionamiento. En su caso, carece de rodillos, y en su lugar encontramos un componente que denominamos masas. Tienen la misma función, pero son unos contrapesos fabricados en kevlar y un compuesto plástico.

Como su nombre indica, las masas se mueven transversalmente, y aplican fuerza sobre la campana del variador para que este se desplace y se abra o cierre, según queramos acelerar o reducir la velocidad. En los variadores axiales, la campana es el equivalente a las rampas existentes en el de rodillos. Y su función es muy importante, puesto que debe estar bien calibrada para que se dé un buen funcionamiento de toda la transmisión.

Las ventajas y desventajas de cada sistema son en cierto modo relativos. El variador transversal o axial favorece el aumento de las prestaciones a bajas y altas revoluciones, y la estabilidad de la transmisión en un motor de 4T al reducir el rozamiento interno. En ocasiones también favorece que el motor trabaje a un régimen de giro menor, lo que redunda en su longevidad.

variador transversal o axial

Otros componentes comunes en ambos tipos de variador son el bulón (cilindro metálico sobre el que se fija el variador) y la polea (pieza en contacto con la correa de transmisión).

cuando cambiar el variador de tu moto

Cuándo cambiar el variador de tu moto

El variador, como cualquier otro componente mecánico, es susceptible de romperse. Lo bueno es que no es un componente extraordinariamente caro, y si se realiza un correcto mantenimiento, puede durar muchos miles de kilómetros. Obviamente, el trato que se le dé está directamente relacionado con su vida útil y con las necesidades de revisión.

El variador convencional o de rodillos tiene un mantenimiento menos exigente, aunque si no seguimos las pautas de revisión marcadas por el fabricante terminará fallando. En su caso hay que revisar las rampas, y la clave está en los rodillos y su peso. Si pesan demasiado se abre demasiado pronto el variador y no se alcanza la velocidad punta. Al contrario, sube demasiado rápido de revoluciones y pierde aceleración. Así que es importante calibrarlos.

Y en cuanto a la sustitución de los mismos o de la propia correa, podemos establecer de forma generalizada unos periodos de entre 12.000 km y 15.000 km, y el aceite cada 5.000 km. De cualquier modo consulta siempre el manual de mantenimiento de tu moto, puesto que una rotura de alguno de los componentes de la transmisión hará que te quedes tirado.

El variador transversal o axial requiere un mantenimiento algo superior. Es recomendable revisarlo por completo (masas y holgura del casquillo del bulón) cada cambio de aceite (4.000 km aprox.). Las masas se cambian cada 8.000 km y el casquillo cada 16.000 km.

Todos estos componentes, así como los kits completos para una enorme cantidad de modelos de moto, los tienes disponibles a precios increíbles en DeepMoto.

staging.deepmoto.es-inicio-newsletter
inscríbete en nuestra newsletter

únete a la tribu deep moto

Recibirás información actualizada de todas nuestras novedades

Más información Flecha derecha